cirugía plástica y estética en Valencia

¿Cuándo puedo tomar el sol después de una cirugía de aumento de mamas?

En nuestra clínica de cirugía estética en Valencia siempre damos unas pautas básicas a nuestras pacientes para que tu cicatriz tras un aumento de pecho se cure correctamente y, en el futuro, pase totalmente desapercibida. Sin embargo, durante la época estival son muchas las dudas que afloran sobre lo que debemos o no debemos hacer para que el resultado sea el esperado. ¿Puedo tomar el sol? ¿Y bañarme en la playa? ¿Debo llevarla siempre tapada? Con la ayuda de Jesús Centeno, cirujano plástico especialista en cirugías de mamas, resolvemos estas dudas.

Tras un aumento de pecho, debes cuidar la cicatriz para que la herida se cierre correctamente. Casi siempre la herida se abulta ligeramente y se enrojece un poco -inflamación leve- , durante las dos primeras semanas después de la cirugía, sin que esto represente ningún problema. Una vez que ésta sana es poco perceptible ya que la cicatriz sigue el trayecto de las líneas naturales de la piel.

Sin embargo, aunque creas que le herida ya ha curado, la piel aún tardará un poco más en recuperar su forma natural por lo que deberás tener cuidado con factores como el sol que podrían ennegrecer la zona y dejar una marca más pronunciada de lo normal.

¿Cuándo puedo tomar el sol después de una cirugía de aumento de mamas?

Las cicatrices de las heridas quirúrgicas suelen ser más sensibles al sol, de manera que hay que evitar exponerse al él durante los dos primeros meses. Además, se recomienda que estén protegidas con un filtro solar una vez que la herida ha curado, porque la tonalidad de la cicatriz puede llegar a ser más oscura que la habitual haciéndola más visible. Los apósitos cicatrizantes, como los parches de silicona, son también un buen remedio en esta situación para mantener la herida cubierta.

A medida que vaya pasando el tiempo y a partir del primer año no hay ningún inconveniente en ir adquiriendo los hábitos normales a la hora de tomar el sol.

¿Puedo bañarme en la playa o piscina tras un aumento de pecho?

Darte un baño en la piscina o en la playa es una de las actividades más deseadas durante el verano. Eso sí, los baños prolongados no son convenientes durante los primeros quince días. Si queremos hacerlo por mitigar el calor, lo mejor es procurar que el baño sea breve, porque la piel de la herida no ha adquirido su consistencia definitiva y, aunque esté bien cicatrizada, no es aconsejable alargar el periodo de contacto con el agua.

Elije zonas de baño que estén limpias –ten cuidado en algunos ríos-, y báñate en periodos cortos y secando bien la cicatriz una vez hayas salido del agua. A continuación aplica protección solar y cúbrela, especialmente durante los dos primeros meses.

Si deseas mas información sobre aumento de pecho en Valencia contacta con nuestro equipo en Sensabell Beauty Clinic llamando al 960 056 165 o al 695 567 297, y no olvides dejarte aconsejar siempre por un cirujano estético experto.